Ricoh Caplio R5, la coherencia de tiempos pasados

Aunque este modelo de Ricoh fue presentado a prensa el 24-08-2006, ya con más de cuatro años a sus espaldas, representó una gran madurez técnica en cuanto a diseño y concepto dentro del segmento de las compactas digitales, con una línea de indudable coherencia. Este modelo fue “rompedor” dentro de Ricoh, perfeccionando todo lo anterior de la serie “R” de Caplio, y abriendo camino a las futuras máquinas de esta gama. Meter una depurada y compacta óptica zoom de 7,1x en un fino cuerpo metálico de 26 mm, con un buen sensor CCD de 1/2,5″ y 7,08 MP reales (densidad de 29 MP/cm2), representó tener mucho sentido común, guardando unas proporciones técnicas sumamente armonizadas, rayando en el límite, pero sin rebasarlo.

En estos días de enero del 2011 estamos inmersos en una lluvia de novedades presentadas en el CES-2011 (USA), todas ellas con un desarrollo de marketing impresionante, pero que en algunos de los casos se quedan en… puro marketing. Algunos fabricantes parece que se les han acabado los cartuchos de la innovación, y siguen principalmente la carrera desenfrenada de la guerra de los megapíxeles, como si este punto representara el máximo exponente del “no va más”… Meter un sensor de 1/2″ con 16 MP de resolución, por muy BSI-CMOS avanzado que se trate, cuando un buen CCD de 1/2,5” y 7 MP de resolución estaba ya al límite de lo razonable, parece cuanto menos una temeridad, pero habrá que probar estas nuevas cámaras para sacar conclusiones reales y válidas.


Por todo esto, he creído interesante publicar la prueba de la Ricoh Caplio R5, como un claro ejemplo de la coherencia de tiempos pasados, que no lejanos, cuando se buscaba más el refinamiento técnico guardando unas proporciones razonables en todas sus características, y no en una clara carrera de “quien da más”… Los resultados son jueces implacables en este sentido, y aquí veremos que una máquina con más de cuatro años de edad sigue estando con buena salud fotográfica, frente a modelos más modernos y deslumbrantes.

Como clara sucesora de la Caplio R4, hereda su base técnica, actualizó algunos puntos, como subir la resolución del CCD de 6 MP a 7 MP, ampliando también la de su pantalla LCD de color (de 2,5″) de 153 KP a 230 KP, una funcionalidad del flash más equilibrada, la sensibilidad máxima aumentada de 800 ISO a 1600 ISO, con muy buen control sobre el ruido en la imagen, grabación de vídeo en VGA a 30 fps, transmisión de datos en USB v2.0, y unas líneas más sensuales, con el cuerpo muy compacto y metálico, junto a unos acabados muy depurados, comercializándose en varios colores (negro/plata, rojo/plata, y plata integral), y al mismo precio oficial que su predecesora (379 euros, IVA incluido, datos del año 2006).

Cuerpo: Es muy compacto y ligero (96x55x26 mm y 165 g, incluyendo la batería), realizado masivamente en metal, con superficies limpias y bien pulidas, y un diseño moderno y atractivo, a la vez que funcional. El frontal lo protagoniza su potente óptica (especialmente hace cuatro años), junto con la unidad de flash, el LED avisador del autodisparador, los sensores del sistema AF de enfoque, el micro de grabación del sonido (monofónico), además del rótulo “Caplio R5”. La zona trasera está dominada por la pantalla TFT/LCD de 2,5″ y 230 KP (con ajuste de luminosidad), de buena calidad visual, con una cobertura real del 100% de la escena. A su derecha están todos los mandos principales de control de la cámara, muy bien ordenados, siendo destacable el “ADJ” que permite el ajuste rápido y preciso de los principales parámetros de la máquina, siendo parte de ellos personalizables por el usuario. El control del zoom es mediante un pequeño balancín colocado en esta zona, así como el conmutador para acceder a los modos de “Foto”, “SCN”, y “Vídeo”.

En la parte superior del cuerpo se encuentra el pulsador de puesta en marcha y apagado general, junto con el amplio botón del disparador. En la zona inferior está la rosca estándar para el trípode, y la tapa abisagrada (con seguro) que protege a la batería y a la ranura para la tarjeta externa de memoria. En el lateral derecho están los conectores USB de salida/entrada de datos, el del alimentador externo, la sujeción para la correa de muñeca, y el altavoz para el sonido (monofónico).

Objetivo: La óptica es un Ricoh Zoom Lens emergente de 7,1x (28-200 mm, con pasos de 28, 35, 50, 85, 135, y 200 mm, y disponiendo de lentes asféricas), razonablemente luminoso (F3,3-F4,8), dotado de un impresionante macro desde 1 cm real en gran angular (14 cm en tele), que se puede activar en todo momento y distancia focal (se mejora mucho el desenfoque selectivo de los diversos planos), siendo un prodigio técnico “aparcar” dicha óptica en un cuerpo de tan sólo 26 mm de grosor, gracias al “Double Retracting Lens System”. El enfoque AF (no TTL, por detección de contraste, aunque en macro se efectúa finalmente en el propio CCD) es muy preciso y adecuadamente rápido (menos en las zonas oscuras). También dispone de enfoque Múltiple, Manual (con lupa asistida), Snap (instantánea), e Infinito. El rango de actuación normal va desde los 30 cm a infinito en gran angular, y de 1 m a infinito en tele. El rendimiento es excelente, con ausencia apreciable de distorsiones o aberraciones cromáticas, y mecánicamente sin holguras, aunque es bastante ruidoso a nivel funcional.

Sensor/Electrónica: El sensor es un CCD con una resolución real de 7,08 MP (3072×2304 píxeles), con un tamaño de 1/2,5″ (29 MP/cm2), formato de 4:3 y 3:2, y filtro estándar RGB. El sistema de estabilización es del tipo electromecánico en la base del sensor, con buen funcionamiento general. La electrónica está controlada por un rápido procesador “Smooth Imaging Engine II” (SEII), que controla muy bien las tomas con un ruido en la imagen sumamente minimizado. Su precisión general de funcionamiento, incluyendo la fotometría (matricial -256 segmentos-, ponderada central, y puntual) y telemetría, la hacen muy fiable en sus resultados finales. La posibilidad también de combinar el enfoque automático spot con la fotometría en este mismo punto, permite lograr una exposición prácticamente perfecta. La compensación EV es de +/- 2 EV (pasos de 1/3 EV), y el control del balance de blancos se puede ajustar en automático, o bien con 6 posiciones manuales. También dispone de la opción de horquillado (3 tomas de la misma escena, con variación de la exposición), para lograr una imagen óptima en condiciones críticas.

La exposición va desde 1/2000 a 8 segundos, mientras que la sensibilidad tiene un rango funcional de 64 a 1600 ISO. El autodisparador tiene la opción de ejecutarse a los 2 o a los 10 segundos, con modo Intervalo (de 30s a 3h), disparo Continuo, Continuo S, y Continuo M. En modo ráfaga, se consiguen 2,8 fps (con el flash apagado), que no está nada mal para una cámara compacta con más cuatro años de edad. El modo “SCN” dispone de 10 programas específicos, todos ellos eminentemente prácticos, incluyendo el de corrección trapezoidal de la imagen (sólo funciona a la resolución máxima de 1 MP), además de dos opciones de parametrización personal de la máquina. Hay ajustes especiales para el “Color”: “Vivo”, “Normal”, “Neutro”, y “Blanco y Negro”. También se puede ajustar la “Nitidez” en 3 niveles. Existen opciones avanzadas para hacer correcciones a las imágenes capturadas, dentro de la propia cámara. Entre las más destacables están la corrección trapezoidal, cambiar de tamaño, o copiar de la memoria interna a la tarjeta de memoria. El aumento de la lupa electrónica en la edición es de 8x, muy útil para apreciar cualquier detalle pormenorizado de la imagen capturada, tanto en visualización como en edición.

Grabación: La cámara dispone de 26 MB de memoria interna, y ranura para tarjeta de memoria externa del tipo SD (hasta 2 GB) o SDHC (hasta 4 GB). Las imágenes se graban exclusivamente en formato JPEG (4:3 o 3:2), con 2 niveles calidad (Fino, o Normal), y con 10 tamaños en total. En modo “Texto” se graba en formato TIFF. El vídeo (con sonido monofónico) se graba a una máxima resolución de 640×480 píxeles (30 fps), en formato AVI (Motion JPEG). La calidad de grabación del vídeo es correcta, aunque lamentablemente no puede utilizarse el magnífico zoom óptico (sólo el zoom digital) durante el proceso. También se puede usar la R5 como grabadora indefinida de sonido, limitada sólo por la capacidad disponible en la tarjeta de memoria.

Alimentación: Ricoh recurre a su batería recargable de litio modelo DB-60 (3,7 v y 1090 mAh) que permite 380 disparos de foto fija (según estándar CIPA). La autonomía es buena en todos los sentidos, pero para viajes o trabajos intensos con la cámara se recomienda llevar una segunda unidad de repuesto. Se dispone opcionalmente de un alimentador externo de corriente.

Flash: El flash tiene un funcionamiento muy razonable, dentro de la moderada potencia que tienen estos elementos en una cámara compacta, aunque al estar alejado del objetivo se mitiga bastante el molesto efecto de los “ojos rojos”. Dispone de los siguientes modos de trabajo: Auto, Flash Off, Flash On, Flash Lento, y Reducción de Ojos Rojos. Con el ISO en automático tiene una cobertura máxima de 2,4 m.

Conclusión: El rendimiento de la pequeña R5 es muy bueno, en cualquier circunstancia. Discreta, salvo por su ruidoso zoom óptico, y bella a nivel estético, esta Ricoh sigue vigente a nivel técnico, con la gran ventaja de disponer de una relación de tamaño sensor y resolución muy ventajosa en comparación con los modelos actuales. Esto permite trabajar a 400/800 ISO sin grandes problemas, y en casos de pura necesidad a 1600 ISO, sin los niveles de ruido y de procesamiento tan agresivos como sucede ahora en general. Además, un buen CCD es más fino de calidad que un CMOS (hoy por hoy, al menos a igualdad de tamaño), aunque la velocidad funcional no llegue a ser tan elevada, pero no por ello resulta lenta esta R5. A esta máquina tan sólo le falta el formato 1:1, y tener un zoom más silencioso, como el de sus sucesoras más modernas, aunque estas últimas pierden un poco de luminosidad óptica en la zona de tele. Cuidado, que llega la hormiga atómica R5… aunque sea desde un tiempo pasado no muy lejano.

Ver fotografías en:
– A mi manera (1)
– Factor humano (1)
– En la Ciudad de la Luz
– Viaje por la vida
– Síntesis de color (7)
– La ciudad púrpura (1)
– Pequeños reflejos (1)
– Detalles escénicos (5)

– Detalles urbanos (5)

Nota (1): Con fecha 12-04-2008 se puso a disposición de los usuarios de esta Caplio R5 la nueva versión v1.61 de firmware, que añade algunas mejoras acumulativas. Se puede descargar la v1.61 de la página oficial de la marca: Ricoh Caplio R5 firmware v1.61

Nota (2): SAT oficial de Ricoh.

(pinchar en la imagen para ampliarla)

(pinchar en la imagen para ampliarla)

(pinchar en la imagen para ampliarla)

(pinchar en la imagen para ampliarla)

(pinchar en la imagen para ampliarla)

(pinchar en la imagen para ampliarla)

(pinchar en la imagen para ampliarla)

(pinchar en la imagen para ampliarla)

(400 ISO, pinchar en la imagen para ampliarla)

(800 ISO, pinchar en la imagen para ampliarla)

(1600 ISO, pinchar en la imagen para ampliarla)

(200 ISO, pinchar en la imagen para ampliarla)

(800 ISO, pinchar en la imagen para ampliarla)

Juan Carlos Martin Martin (juancm.martin@telefonica.net)

>>> Resumen/Indice <<<

20 comentarios to “Ricoh Caplio R5, la coherencia de tiempos pasados”

  1. Julio Says:

    Hola Soy Julio. De pura casualidad me encontré con su blog despues deaños en que usted amablemente me aconsejó esta cámara. Me dirijoa usted, aprovechando el momento porque mi cámara Ricoh Caplio R5 a la que tengo mucho cariño pues iba muy bien, hace ya dos años que está enun cajón. Para mi sorpresa la batería sigue activa despues de este tiempo. El caso es que las fotos me salen como conunas rayitas horizontales, como tras unas pesianas entreabiertas, e imagino que debo mandarlas al servicio técnio. Si usted sabe si puedo corregirllo porque quizás sea algo que pueda yo hacer sin enviarla al servicio técnico le agradezco su ayuda.
    Yo uso habitualmente la Nikon D90, pero par auso cotidiano la Caplio me iba muy bien. Un cordial saludo.
    Mi dirección es julioserafincc@gmail.com

    • Hola Julio,

      La Caplio R5 es magnífica, poseo una a nivel personal, funcionando perfectamente, aunque es algo ruidosa su óptica al desplegarse y plegarse. Me temo que en su caso tiene que llevarla al SAT oficial, que está centralizado en Alemania y que por cierto es excelente, de lo mejor que conozco. Posiblemente le salga cara la reparación, pues la avería será algo relacionado con el encaje del zoom óptico, bastante complejo. Tendrá que analizar si le compensa o no la reparación, es un tema personal. Yo sólo tuve que recurrir al SAT de Ricoh en Alemania en una ocasión, por suciedad en el sensor de mi querida GRD, y me la dejaron perfecta. Si decide repararla, le puedo indicar el proceso a realizar, pues hay que hacerlo vía mensajero a una empresa intermediaria que hay en Cataluña para el envío, la devolución ya reparada se la hacen directamente al cliente desde Alemania.

      Saludos,
      Juan Carlos Martín

  2. ANTONIO Says:

    Hola Juan Carlos.
    Gracias por tu blog y tus consejos, que tanto ayudan a los que nos interesamos en este mundo maravilloso de la fotografía.
    Acabo de ver una R7 nueva por noventa euros. El precio me parece extraordinario, pero quería saber tu opinión sobre esta cámara y en particular las diferencias que se podrían apreciar respecto a la R5 que analizas aquí. Por otra parte, ¿en qué aspecto te parece que son más valiosas las Ricoh de la serie R respecto a otras cámaras?: calidad del objetivo, resistencia general, manejo… etc.
    Gracias y hasta otra. Un saludo.
    Antonio.

    • Hola Antonio,

      Si esa R7 está nueva, por 90 euros es un auténtico chollo, difícil de rechazar… Tras la R5 salió la R6, y después la R7, es decir, una serie de optimizaciones sobre el modelo base R5, especialmente la R7 tiene mayor suavidad y silencio de funcionamiento del zoom. Todas ellas son muy buenas. Son máquinas muy compactas, con una excelente óptica 10x, y magnífico macro, y una calidad global muy buena, con un manejo cómodo y eficaz. Totalmente recomendables.

      Saludos,
      Juan Carlos Martín

      • Antonio Says:

        Hola de nuevo, Juan Carlos:
        He visto algunos comentarios sobre esta cámara que hablan de un problema de bloqueo del objetivo, y me he quedado un poco inquieto pensando si ese será el motivo del “chollo”; también de ciertas limitaciones para la fotografía en interiores con flash, aunque eso me importa menos en un principio. Mi idea es más bien tener una cámara realmente de bolsillo, para llevar en todas circunstancias, y con un zoom que me parece razonable. Bueno, espero no abusar insistiendo. Hasta otra.
        Antonio.

        • Hola Antonio
          Soy un afortunado poseedor de una Caplio R7 desde hace años y decir que no la cambiaría por ninguna otra por la sencilla razón de que cumple holgadamente con mis expectativas: enfoque rápido y con nitidez (la óptica es una pequeña joya), zoom (equivalente de 28 mm hasta 200 mm) adecuado para la inmensa mayoría de las situaciones. Todo ello en un tamaño muy práctico (la llevo en el bolsillo del pantalón). Tiene alguna pega: la pantalla se ensucia con facilidad, la tapa de la batería y de la tarjeta se abre con un pequeño roce, en alguna ocasión la persiana del objetivo no cerraba adecuadamente (por dejársela a un manazas). No es una cámara para ir de camping o de explorador. Afortunadamente la trato con cuidado, la guardo en una funda de piel bastante rígida y sin ningún problema.
          Actualmente hay compactas mejores (estoy pensando en una Nikon S8000, no en la 8100) pero la R7 la tendría siempre conmigo. Si la tienes a ese precio no lo dudes. Si eres un poco despreocupado búscate otra, por ser una cámara delicada.
          Espero haberte ayudado. Saludos
          Eugenio

          • Hola Eugenio,

            Bien tratada, con la R7 tienes para muchos años… Hay mejores máquinas que las Nikon compactas, esta marca es buena en réflex, pero en compactas/prosumer no sobresale precisamente de entre otras muchas marcas de estos segmentos del mercado.

            Saludos,
            Juan Carlos Martín

      • Julio Says:

        Hola señor J.C. Martín. Pues yo tuve dos, recomendado por usted, cosa que le agradezco mucho, fue muy atento conmigo. Me salieron mal tecnicamente. aún la conservo pero se ven las imágenes como tras una cortina. Ya me cansé de enviarlas al servicio técnico, que fueron tres veces. Creo que tecnicamente fallan mucho, o yo simpelemente tuve muy mala suerte. Desde que me comp´re la Nikon D90 estoy muy a gusto.
        Un saludo

        • Hola Julio,

          Posiblemente no fueron bien reparadas esas máquinas, no se si las llevó a un servicio oficio de la marca, o a uno independiente. Aún conservo una R5 que me funciona perfectamente, y que utilicé mucho durante bastante tiempo, siempre dando una magnífica calidad de imagen.

          Saludos,
          Juan Carlos Martín

  3. Gabriel Says:

    Estoy en el mismo caso que Lluís, también me compré una R7 siguiendo tus consejos y aun no he visto una compacta actual que me convenza tanto como para sustituirla.

    • Hola Gabriel,

      Tu R7 es una excelente máquina… no cambies por cambiar, tienes un buen producto, que no se te quedará corto ni obsoleto, te lo aseguro.

      Saludos,
      Juan Carlos Martín

  4. Juan Carlos Martín Says:

    Hola a todos,

    Propongo a los seguidores del blog que abran una cuenta en Flickr, o en cualquier otro portal de seguridad y solvencia (suelen ser servicios gratuitos), si aún no lo tienen hecho, coloquen fotografías sacadas con la cámara analizada en este blog (no de otros modelos, importante), y dentro de los comentarios/consultas de la correspondiente prueba inserten un enlace a sus imágenes relativas a esta máquina. De esta manera, el resto de los lectores del blog podrán ver los resultados que obtienen con esta cámara, si lo desean opinarán sobre estas fotografías, e incluso, si se solicita puedo hacer una crítica constructiva al respecto, de lo cual siempre se aprende. Indico que el blog está configurado para que, al insertarse un enlace/link en un comentario/consulta, queda pendiente de mi aprobación para evitar problemas de seguridad general para los el resto de los lectores. Lo dicho, animo a todos vosotros a realizar esta experiencia.

    Saludos,
    Juan Carlos Martín

  5. Oscar de Borja Says:

    Hola Juan Carlos
    Tengo la ocasion de obtener una de estas dos camaras (me la regala un amigo) una Ricoh R 8 o una Fuji E 900 ¿ Cual elegirias ? Soy un novato en esto de la fotografia , Gracias

    • Juan Carlos Martín Says:

      Hola Oscar,

      Ambas son buenas máquinas, pero si está en buen estado la R8… mejor la Ricoh. ¡Vaya amigo que tienes!… no hay muchos que regalen buenas cámaras.

      Saludos,
      Juan Carlos Martín

  6. Adolfo Madrid Says:

    Gracias por tu respuesta Juan Carlos.
    Entre otras fuentes, estoy repasando detalladamente tus informes/relevamientos respecto de las Samsung NX10, NX100 y Sony NEX 5.
    Veo que te inclinas ligeramente por un producto mas logrado en le caso de la Samsung NX100…Más allá de las dificultades paar conseguir la marca de tiendas oficiales, siento mas “piel” con la NEX 5…Pero bueno, ahí estamos en el proceso decisorio!
    Entiendo lo que me apuntas en tu respuesta acerca de las “reflex”, no obstante y esperando también que pronto puedas hacer una prueba de campo de las alpha A33 y sobretodo A55, fijate que las mismas son EVIL ya que el espejo traslúcido es funcional sólo a los fines del sistema de “autofocus” y para nada interviene en la generación de la imagen del visor que es electrónico 100 %.
    Parece ser que es un visor de muy buena calidad junto con otras prestaciones interesantes de la máquna para el segmento (Se extrañara mucho en la NEX 5 el visor y algun acceso mas directo a ciertos comandos?).
    En fin, me gustaria mucho una apreciación tuya acerca del sistema traslúcido aplicado de esta manera y cómo ves desde tu perspectiva, enriquecida por el “oficio”, la ingenieria y el mercado, el futuro de esta camara (a55V) y las especificaciones y previsibles prestaciones de la misma.

    Desde ya gracias por tu tiempo y un saludo afectuoso!

    Adolfo Madrid

    PD: Te dire que me siento hasta “un atrevido” por rectificarte en que la nueva Sony a55 no es reflex pero tomalo desde el entusiasmo indagativo que me embarga ante la inminente adquisición! (y también porque me significas un alto referente del futuro EVIL sin menosprecio de quienes opinan de otra manera!). No quiero rozar la obsecuencia pero valoro mucho el trabajo, asi profesional como íntimo, que pones a nuestra disposición. Abrazo!

    • Juan Carlos Martín Says:

      Hola Adolfo,

      Las Alpha “A” son todas réflex, aunque estos modelos que citas llevan un espejo especial semi-translúcido… pero siguen siendo réflex.

      Sigo pensando que por muchos inventos que se quieran seguir haciendo en el entorno réflex… las EVIL son el futuro, no lejano, ni medio, sino muy cercano y real, y tiene su lógica, ya que son máquina pensadas desde cero para el entorno digital, mientras que las réflex son un anacronismo procedente del entorno analógico, con adaptación al medio digital. Por mucho que las toquen, su esencia no cambia.

      Una réflex nunca aprovecha la gran ventaja de la tecnología digital… ver en tiempo real como va a quedar la imagen grabada, su visor no es digital, es óptico, y no permite más que imaginarse los ajustes que haces en la máquina, mientras que en una pantalla o visor EVF… todo es visión en tiempo real.

      Sacar una imagen con una réflex, y después verla en la pantalla, por rápido que seas… te lleva a perder ocasiones irrepetibles. Intentar componer con la pantalla -las que lo permiten- no da tampoco una visión totalmente real ni rápida… una réflex sigue siendo un anacronismo. Otra cosa es que los foto-periodistas hayan podido aprovechar de esta manera su parque de ópticas al pasar del sistema analógico al sistema digital, aunque estas ópticas no rindan al 100% en un cuerpo digital, pero eso es un apaño, más que una solución.

      Mira a Olympus… cesa su producción con la E-5 en el plano de las réflex, para centrarse por completo al sistema EVIL… las demás irán desfilando por este camino, más deprisa o más despacio, y quedarán sólo algunas réflex para trabajos muy específicos de ámbito profesional, nada más, y y con el tiempo… seguramente ni eso.

      Saludos,
      Juan Carlos Martín

  7. Adolfo Madrid Says:

    Estimado Juan Carlos:
    Siempre es un gusto seguir tu blog, de tanto en tanto vuelvo al mismo como fuente de información, aprendizaje y experiencia.
    Si bien, y mucho a partir de tus sugerencias, estoy en trámite de encargar una Finepix F 300 EXR (no se consigue en Argentina, poco de FujFilm por aca), también estoy interesado en una cámara de prestaciones mayores fundamentalmente en cuanto a sensor, ópticas, etc. Asi fue como en algun momento me aconsejaste acerca de la Nex 5 y te consulto ahora acerca de la Alfa 55 también de Sony con sistema Translucent que entiendo es una variación en la ingenieria de los espejos que debería favorecer funcionalidades.
    Bien, dado que en Argentina los precios de estos equipos son altos (1300 dols la nex 5 con lente 18-55 y 1700 dols para el cuerpo de una alfa 55), me gustaria tu experiencia, apreciación y consejo respecto del modelo.
    Sin otro particular te saludo afectuosamente desde el sur del continente americano.

    Adolfo Madrid

    • Hola Adolfo,

      Gracias por seguir mis trabajo y este blog, espero que le encuentres utilidad.

      La F300EXR ya indico que es de las mejores compactas “no profesionales” del mercado. Respecto a las máquinas de ópticas intercambiables, las EVIL son el presente y futuro, pues ya han comenzado a relevar a las réflex. Mi consejo es que te vayas a una buena EVIL, como puede ser la NEX-5, mejor que a una réflex. Apreciarás menos complicaciones técnicas, y un tamaño/peso de equipo más portable.

      En las réflex actuales, se sigue ahorrando costes a base de sistemas ingeniosos, como es el caso de los espejos semi-transparentes. También han sustituido los buenos pentaprismas por espejos… creo que se va degradando la calidad real, por inventos menos caros. Estos espejos semi-transparentes son realmente ingeniosos, pero creo que deben restar luminosidad en ciertos momentos, y además… están dando problemas con algunas ópticas. No dudo de la gran capacidad técnica de Sony, pero veo más coherente sus planteamientos en la línea de sus nuevas EVIL.

      Saludos,
      Juan Carlos Martín

  8. Lluís Bonet Says:

    Buenas tardes, como sabes dispongo gracias a tus consejos de una R 7 y estos muy contento con ella.
    Gracias.
    Lluís

    • Juan Carlos Martín Says:

      Hola Lluís,

      Y no te desprendas de ella… ya hay pocas como estas Ricoh de las serie R.

      Saludos,
      Juan Carlos Martín

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: