Olympus E-3, “Matrícula de Honor en Réflex”

Nota: Considero de interés publicar en este nuevo blog de WordPress la prueba que realicé y publiqué en mi anterior blog de Deparvis sobre la Olympus E-3 (21.12.2007), excelente máquina réflex, que acaba de ser optimizada en algunos detalles por la marca japonesa con su modelo E-5, el “canto del cisne” de su serie “Cuatro Tercios”, pues parece ser que desde ahora se centrará en el segmento EVIL (MCT). Debido a que en el año 2007 no realizaba las imágenes de comparación de funcionamiento en sensibilidades altas (desde los 400 ISO), no he podido incorporar este apartado en la presente prueba. Los precios indicados son oficiales del año 2007.

Cuando en Septiembre del año 2003 probé la Olympus E-1 me quedé fascinado por el sistema “Cuatro Tercios”, creación de la marca japonesa. La E-1 nació mito, y ha estado en el mercado más de 4 años de manera muy sólida, tema casi insólito en el mundo digital. Olympus llegó quizás un poco tarde al entorno réflex digital, especialmente en el campo profesional, pero lo hizo por la puerta grande. Considero que es el mejor sistema del mercado, tanto para el entorno profesional, como para el aficionado. Quien prueba una Olympus “Cuatro Tercios” nota de inmediato sus buenas vibraciones… parece otra cosa, un auténtico buen producto fotográfico.

Ha llegado el momento del relevo, la E-1 pasa a la “reserva comercial” (que no de uso para quienes la posean, pues sigue siendo magnífica), y es sustituida por la E-3, el nuevo buque insignia de Olympus. Sobre mi mesa tengo la E-3, ya desempaquetada, y con el nuevo objetivo Zuiko Digital 12-60 mm ED SWD. Nos miramos desafiantes, ella como si fuera una prepotente nueva estrella, yo como un veterano que no me creo nada hasta que veo los resultados obtenidos… tenemos que “intimar”, debemos llevarnos bien por unos días, seguro que nos pondremos de acuerdo para trabajar.

Olympus no se precipita nunca en el diseño de un nuevo modelo réflex, máxime si va dirigido al entorno profesional. Nada de improvisaciones, de errores que haya después que corregir con urgencia en los servicios técnicos… siempre es mejor depurar el producto concienzudamente antes de su comercialización. Es la medida ideal, tanto para el fabricante como para el usuario, cuantos menos problemas, mejor imagen para la marca, y mayor confianza para el comprador. Es bueno evolucionar, pero meditando mucho antes de saber el porque y como hacerlo. Los responsables de la marca se han tomado su tiempo, muchos estudios, bastantes pruebas, y un buen rodaje antes de poner la cámara en los comercios. Si después sale una nueva versión de firmware, que sea para mejorar el producto, no para corregir fallos de funcionamiento.

Cuerpo: Es una cámara que impone por su tamaño y peso (142x116x75 mm, y 800 g. datos sólo del cuerpo), no es el Titanic, pero tampoco es una barca de remos… A pesar de su musculoso cuerpo, realizado íntegramente en aleación de magnesio -nada de plásticos redundantes-, su ergonomía es muy buena, claro está, se necesitan ambas manos, no sólo para manejarla, sino para también sujetarla adecuadamente. Con la mano derecha se coge bien por su empuñadura, de tacto gomoso, quedando los mandos fundamentales perfectamente controlables con los dedos de esta mano, prácticamente todas las funciones principales. La mano izquierda está para sujetar la cámara en su base y parte del objetivo, o para actuar sobre el anillo del zoom o del enfoque, cuando se hace manualmente. Los mandos son todos muy intuitivos, y con buen tacto, aunque hay que acostumbrarse al principio a ellos… son muchos, pero los principales, los que más se precisan, se aprenden rápidamente.

Que la cámara es sólida, no hay más que “echarla un párpado” (en idioma madrileño castizo significa “echarla un vistazo”), y “sentirla” bien entre las manos. Cuando se ven las fotografías de su sólido chasis/cuerpo desnudo, se da uno cuenta de que la E-3 pertenece a otra galaxia del mundo réflex, es evidente. Además, su sistema “Splashproof” de protección de sellado contra el polvo y el agua (no confundirse, no es sumergible, sólo es resistente al agua), inspira bastante confianza en días de lluvia ligera, cuando existe bastante polvo, o bastante humedad ambiental. Hay detalles relevantes, como el buen visor óptico réflex, con un protector de goma ideal para los que usar gafas (además con corrector de dioptrías bastante preciso, de -3 a +1 dioptrías); tapa interna/obturador para dicho visor; protector de los contactos de la zapata para flash externo; muy buena y completa información técnica en el propio visor (cobertura del 100% de la escena, y muy luminoso); magnífica pantalla TFT/LCD HyperCrystal de color de 2,5″ y 230 KP de resolución (cobertura del 100% de la escena), y además giratoria; flash incorporado emergente con manejo manual o automático (la E-1 no lo llevaba); función de visión directa (previsualización, Live View) de la escena en la propia pantalla TFT/LCD de color, aunque el enfoque y los cambios de parametrizaciones no sean rápidos, ni todo lo precisos que debieran, pero lo cierto es que con el peso y tamaño de la cámara, salvo que se ponga en un trípode, resulta poco utilizable, pero ahí está; un obturador plano focal garantizado con exactitud para 150.000 disparos; todo esto entre otras diversas virtudes, que pueden arrancar algún buen piropo a esta E-3.

Existen 4 tapas en el cuerpo de la E-3: Para el acceso a las dos ranuras de las tarjetas de memoria (CF -Tipo I y II-, o Microdrive, y XD-Picture Card, con seguro de cierre), para la batería (con seguro para la batería y para la tapa), para la alimentación externa (elástica, alimentación de 9 v DC), y para las conexiones de entrada /salida de datos (elástica, USB 2.0). Hay posibilidad de control remoto por Ir, opcional. Dos tomas protegidas sirven para la sincronización externa de unidad de flash, y para un disparador remoto por cable.

Mención por separado merece su ya conocido sistema SSWF (Supersonic Wave Filter) de autolimpieza del sensor, que ya incorporó la E-1, y que forma parte del equipamiento del sistema “Cuatro Tercios” de Olympus. Se activa al encender o apagar la cámara, durante 1 segundo, con una frecuencia de 35.000 vibraciones por segundo, de una efectividad impresionante, sobre todo porque el polvo eliminado de la superficie del filtro delantero del sensor no se queda de nuevo flotando dentro de la cámara (como pasa en algunas otras marcas), sino que es retenido en una bandeja adhesiva especial, requiriendo la asistencia técnica en este sentido (de muy tarde en tarde), toda una gran ventaja para una réflex digital. El conjunto del sensor y filtro, junto con el sistema de autolimpieza, están montados de manera estanca, lo que da un carácter muy robusto funcionalmente. A ello hay que añadir el nuevo sistema “IS” de estabilización de imagen Supersonic Wave Drive -SWD- (con dos modos diferenciados, Horizontal+Vertical, o sólo Vertical), que actúa sobre la base del sensor, y que en la E-3 se muestra muy eficiente en todo momento.

Lo que si añoramos, los que hemos usado las míticas réflex Olympus de la serie “OM” (en el entorno analógico), era su tamaño compacto (OM1, OM2, OM3, y OM4) y manejable… lástima que la E-3 no pueda ser así. Una “OM” digital sería la auténtica revolución en el mundo réflex digital, seguro. Pero no soñemos, y sepamos apreciar lo que tenemos ahora, en estos momentos. Lo que se lleva es esto, al menos en el entorno profesional, pues en el de aficionado están la Olympus E-410 y E-510, notablemente más compactas, aunque la robustez no es la misma, como es lógico.

Objetivo: La prueba la he realizado con una de las nuevas ópticas especiales comercializadas con esta E-3, aunque son compatibles para toda la gama Olympus (sistema “Cuatro Tercios”), el zoom  ZUIKO DIGITAL ED 12-60mm (24-120mm) F2,8-F4.0 SWD (cierre máximo F14,0), 14 lentes en 10 grupos, mecanismo muy rápido y silencioso, con sistema “Splashproof” (protección para salpicaduras de agua, o contra el polvo), rosca para filtros y accesorios de 72 mm de diámetro, distancia mínima de enfoque de 25 cm, montura “Cuatro Tercios”, y 575 g de peso. Es una excelente óptica en todos los sentidos.

Existen también estas otras ópticas nuevas : ZUIKO DIGITAL ED 50-200mm (100-400mm) F2,8-F3,5 SWD, ZUIKO DIGITAL ED 14-35mm (28-70mm) F2,0 SWD, ZUIKO DIGITAL ED 70-300mm (140-600mm) F4,0-F5,6, y ZUIKO DIGITAL 2.0x Teleconverter EC-20. Los precios oficiales, impuestos incluidos de esta nueva E-3, y de sus kits y algunos accesorios son los siguientes: Cuerpo E-3: 1.799,00 euros, Cuerpo E-3 + empuñadura HLD-4: 1.999,00 euros, Cuerpo E-3 Kit (EZ-14-54mm): 2.299,00 euros, Cuerpo E-3 kit (EZ-12-60mm): 2.699,00 euros, Cuerpo E-3 kit (12-60mm) + empuñadura HLD-4: 2.899,00 euros, y Teleconvertidor 2x (EC-20): 499,00 euros.

Sensor/Electrónica: Metiéndonos en la electrónica de la E-3, hay que indicar que lleva un NMOS (Matsushita) de 4/3″ (filtro RGB) Hi-Speed Live MOS, con 9,98 MP de resolución real (3648 x 2736 píxeles), con formato 4:3, y una excelente densidad de tan sólo 4,2 MP/cm2. Es un sensor auténtico “pata negra”, a la vista de sus magníficos resultados obtenidos en esta prueba. El procesador es un TruePic III, responsable de la gran velocidad de funcionamiento general de la cámara. Obturación de 1/8000 a 60 segundos (más posición Bulb), en flash hasta 1/250 de segundo, 5 fps y hasta 19 imágenes en RAW (máximo que admite el buffer), y con un enfoque AF como un misil (11 puntos TTL, por detección de fase), muy certero en todos los sentidos. La exposición puede ser matricial (49 zonas), ponderada central, y puntual (2% de la escena). La sensibilidad va de 100 a 3200 ISO (en automático de 100 a 800 ISO), con opción de reducción de ruido en la imagen. La compensación EV de +/- 5 EV (ajustable con pasos de 1/3 EV, 1/2 EV, o 1 EV). El balance de blancos con posición Auto, Manual (7 especiales, más 4 personalizables), o en Kelvin (2000 a 14000 K). Horquillado/Bracketing, ajuste de tonos, filtros, y una buena lista más de ajustes de todo tipo, lo propio de una buena cámara réflex profesional.

Grabación: Las imágenes se pueden grabar en sRGB o Adobe RGB, en RAW, JPEG (7 tamaños), y RAW+JPEG. El factor de compresión en JPEG no es elevado, generándose ficheros de más de 4 MB a casi 6 MB, a la máxima calidad posible. La información de las tomas es muy completa en estándar Exif 2.2.


Alimentación: En cuanto al tema energético, lleva una batería recargable de litio PS-BLM1 (7,2 v y 1500 mAh), que proporciona una autonomía impresionante. Opcionalmente existe la unidad HLD-4, que se coloca bajo el cuerpo de la cámara.

Flash: La unidad integrada emergente, es de accionamiento manual o automático, TTL o manual, número guía 13, con 9 modos distintos de funcionamiento (incluyendo el Horquillado/Bracketing), y ajuste de compensación EV. La potencia es suficiente en este tipo de unidades, y queda muy elevado sobre la óptica, por lo que el efecto de ojos rojos está prácticamente erradicado. Admite unidades externas en su zapata superior, aunque la marca recomienda los suyos dedicados (FL-20, FL-36, FL-50), para una óptima lectura TTL, y que pueden ser controlados inalámbricamente.

Conclusión: La prueba dinámica de la cámara denota unas prestaciones excelentes, con una gran precisión fotométrica y telemétrica, especialmente si se ajustan estos dos parámetros en modo “puntal”, con gama tonal es amplia y los colores muy fieles, balance de blancos en automático buenos -salvo con luces artificiales, especialmente de tungsteno, que obliga a un ajuste manual-, y comportamiento muy bueno hasta 400 ISO, bueno a 800 ISO (sobre todo con luces medias o altas), y aceptable a 1600 ISO con buenas luces (no válido con luces bajas). Los 3200 ISO son prácticamente inutilizables, aún con el sistema de reducción de ruido en la imagen. La nitidez y control de la escena es muy buena globalmente. El sistema de enfoque automático AF responde perfectamente en casi todas las situaciones, y con una velocidad de funcionamiento realmente impresionante. En esta prueba, no tuve que usar el enfoque manual, salvo por curiosidad de ver como funcionaba, ya que el AF era perfecto siempre.

Al peso y tamaño de la cámara se acostumbra uno, tras un tiempo de estar usándola, pero hay que reconocer que se agradecería un diseño tipo “OM” analógica, sería lo ideal, aunque pueda resultar una “misión imposible” con la actual tecnología digital. Con la E-3 realmente no se puede pasar desapercibido, los brazos y las cervicales se pueden resentir en períodos largos de utilización, sobre todo para los que estamos habituados a llevar siempre encima una buena compacta. Como es evidente, una cámara réflex robusta y bien diseñada debe ser como la E-3, salvo que el departamento de “I+D” de Olympus nos sorprendiera con algo muy revolucionario, como en su día fueron las míticas réflex analógicas “OM”.

Juan Carlos Martin Martin (juancm.martin@telefonica.net)

>>> Resumen/Indice <<<

7 comentarios to “Olympus E-3, “Matrícula de Honor en Réflex””

  1. vando h g Says:

    Ante todo gracias por tu blog, me gusta los comentarios sobre la E3, y las fotos que has publicado muy buenas, para que despues digan que Olympus no hace bien los deberes, en fin te mando un saludo

    • Hola Vando,

      Olympus es una de las grandes en el mundo de la fotografía, con grandes innovaciones, aunque en nuestro país quizás sea una “incomprendida”, como le pasa a Ricoh. Mucha gente se cree que sólo hay calidad en Canon o Nikon… se equivocan.

      Saludos,
      Juan Carlos Martín

  2. Juan Carlos Martín Says:

    Hola a todos,

    Propongo a los seguidores del blog que abran una cuenta en Flickr, o en cualquier otro portal de seguridad y solvencia (suelen ser servicios gratuitos), si aún no lo tienen hecho, coloquen fotografías sacadas con la cámara analizada en este blog (no de otros modelos, importante), y dentro de los comentarios/consultas de la correspondiente prueba inserten un enlace a sus imágenes relativas a esta máquina. De esta manera, el resto de los lectores del blog podrán ver los resultados que obtienen con esta cámara, si lo desean opinarán sobre estas fotografías, e incluso, si se solicita puedo hacer una crítica constructiva al respecto, de lo cual siempre se aprende. Indico que el blog está configurado para que, al insertarse un enlace/link en un comentario/consulta, queda pendiente de mi aprobación para evitar problemas de seguridad general para los el resto de los lectores. Lo dicho, animo a todos vosotros a realizar esta experiencia.

    Saludos,
    Juan Carlos Martín

  3. LUIS BRITO BASAVE Says:

    Hola juan Carlos, quisiera preguntarte cual camara lumix de panasonic es equivalente a la d5000 de Nikon, y cual recomiendas comprar.

    • Hola Luis,

      La citada Nikon es una réflex, mientras que en Panasonic se abandonó el mundo réflex (como ha hecho también Olympus) en favor de su sucesor… el mundo EVIL. Dentro de las EVIL (cuerpo compacto con objetivos intercambiables), Panasonic tiene los modelos con visor fijo EVF (GH2, G10, G2), y con visor EVF de “quita y pon” (GF1, y en breve la GF2, que es pero analizar en este blog).

      EVIL probadas en este blog, y de gran calidad, son la Samsung NX100 y la Sony Alpha NEX-5, recomendable cualquiera de ellas.

      Te recomiendo una EVIL antes que una réflex, por ser las sucesoras de la réflex, y porque el peso/volumen del equipo es menor y más discreto.

      Saludos,
      Juan Carlos Martín

  4. Jordi Vila Traguany Says:

    Me alegra mucho que hayas ofrecido esta prueba de E 3, si bien ahora queda desplazada por la E 5. No la vendere de momento porque es una absoluta “MAQUINA”. Jamas he podido hacer fotos como con Olympus OM , pero esto lo ha superado varias veces. Lo que salga mas adelante, si es mas versatil y de calidad , pues perfecto . La OM con sus opticas ZUIKO ,en su momento, desplazo de mi idea a “TODAS” las camaras del mercado profesional de alta gama . Lo puedo decir con la boca bien abierta, porque yo las habia comprado TODAS,(Desde Contarex Zeiss-Ikon hasta la ultima ,LEICA ,desbancada por Olympus ,incluyendo tambien a los carisimos , reputados y bien presentados Objetivos Zoom ANGENIEUX , estos tampoco pudieron con los zoom Zuiko de 1/4 parte de precio .Todo en tu misma busqueda de la luz y la autentica resolucion optica. Hoy por hoy , no existe ninguna marca optica en el mundo , capaz de batir la resolucion q ofrece Zuiko . No olvidemos que es el mas importante fabricante del mundo de microscopios cientificos.Eso nos puede dar una idea de la calidad y cantidad de cuidado que se les ofrece a los diseños opticos , no precisamente “comerciales”, sino SERIOS PARA SU COMETIDO. y de aqui para arriba hasta los confines de la resolucion quasi inimaginable . Muchas gracias .Un abrazo a todos.

    • Hola Jordi,

      La E-5 no aporta realmente mejoras importantes en lo que a la fotografía pura y dura se refiere. El nuevo modelo es una optimización, y puesta al día en temas complementarios, más que fundamentales. Por todo esto… conserva tu E-3, es un “maquinón”.

      El negocio principal de Olympus es la electromedicina (que incluye los microscopios, entre otros muchas cosas más de ese entorno), la fotografía es casi marginal para ellos, al menos en cuanto al volumen de negocio puro y duro. No obstante, mantienen la tradición de manera loable, especialmente en cuanto al tema réflex (en compactas y prosumer, la cosa baja).

      Debido al cierre de mi antiguo blog, en el cual tenía 165 pruebas, iré recuperando para el nuevo blog las pruebas de cámaras más emblemáticas, aunque estén ya descatalogadas, pero eso no les resta interés si son buenas. Tengo unas cuantas en la recámara…

      Saludos,
      Juan Carlos Martín

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: